Respuesta a carta abierta.ASOCIACIÓN NACIONAL DE USUARIOS CAMPESINOS ANUC CAUCA

Fondo camara de comercio

 

Popayán, agosto de 2020


Señores
ASOCIACIÓN NACIONAL DE USUARIOS CAMPESINOS ANUC CAUCA
CL 3 NRO. 12-40
anuc.cauca@gmail.com
La ciudad
S0001049


Asunto: Respuesta a carta abierta.


Cordial saludo.


En nombre de la Cámara de Comercio del Cauca y en atención al oficio de la referencia, el cual fue recibido en nuestra entidad el día 12 de agosto de 2020, me permito realizar las siguientes consideraciones:


1. Al respecto de la función registral de la Cámara de Comercio:


Las funciones precisas de las Cámaras de Comercio están postuladas en el artículo 86 del Código de Comercio y el Artículo 2.2.2.38.1.4 del Decreto Único Reglamentario 1074 de 2015 y otros; así como en el artículo 166 del Decreto Ley 019 de 2012 en la que se les faculta para llevar el registro público de manera unificada a través del Registro Único Empresarial y Social -RUES-, el cual estará conformado, entre otros, por el Registro Mercantil, el Registro Único de Proponentes – RUP, el Registro de Entidades Sin Ánimo de Lucro; y certificar sobre los actos y documentos en él inscritos.


En este orden de ideas, las funciones de las Cámaras de Comercio, frente al registro de las entidades sin ánimo de lucro, son regladas, expresas, y definidas por el legislador.


Esta función registral que ha sido atribuida por disposición legal en virtud de la descentralización por colaboración a las cámaras de comercio, implica entonces que estas deberán realizar un control de legalidad, de tal forma que permita garantizar a los terceros e interesados que el acto registrado se adecua a las prescripciones legales, contractuales y/o estatutaria.


Igualmente, esta actividad registral, parte del principio de rogación, por lo que requiere de petición de parte sin que la entidad pueda acceder oficiosamente a realizar inscripciones (Art 29 numeral 4 del Código de Comercio), así como, frente a las solicitudes de registro de actas, documentos y/o libros, las cámaras de comercio de acuerdo con su competencia, deben verificar si los mismos cumplen con los requisitos de ley y estatutarios, y en caso de cumplirlos, proceder al registro.


La Superintendencia de Industria y Comercio mediante Resolución 3131 de enero 31 de 2003, recordó una de serie de características del registro mercantil de la siguiente manera “el legislador ha investido a las cámaras de comercio de un control de legalidad totalmente taxativo, restringido, reglado y subordinado a lo prescrito en la ley, pudiendo solamente verificar un acto sujeto a registro o abstenerse de efectuar una inscripción, por vía de excepción, únicamente cuando la ley las faculte para ello, cuando dichos actos adolecen de ineficacia o inexistencia, tal y como lo plantea el Consejo de Estado, en sentencia del 3 de octubre de 1994, expediente 2838: “proceder al registro de actos jurídicos que adolecen de ineficacia o inexistencia es un contrasentido jurídico, pues se le dan efectos a los que por ley no pueden tenerlos”.


Debe resaltarse que este control de legalidad es eminentemente formal y no discrecional, por lo cual si en un momento dado un documento reúne todos los requisitos de forma pero presenta otras inconsistencias, las cámaras de comercio deben proceder al registro, pues no tienen la potestad para decidir sobre determinadas materias que son de competencia exclusiva de los jueces, y por la misma razón no están autorizadas para examinar y controlar la ilegalidad de los actos que son objeto del mencionado registro”.


En este orden de ideas, se concluye que solamente cuando el acto o documento sujeto a la formalidad de inscripción sea ineficaz o inexistente o por disposición legal no se pueda inscribir, la cámara estará facultada para abstenerse de realizar la inscripción respectiva.


De otra parte, vale la pena aclarar que la nulidad requiere siempre de declaración judicial, por lo que aun tratándose de actos respecto de los cuales la cámara de comercio advierta una posible nulidad, no podrá negarse el registro de los mismos.


El simple conocimiento que tenga la cámara de comercio de la posible existencia de una nulidad que vicia el acto cuya inscripción se le solicita no faculta, en manera alguna, a la cámara de comercio para negarse a realizar su registro, teniendo en cuenta que, tal como se acaba de mencionar, de una parte, la nulidad requiere de declaración judicial, y de la otra, las cámaras de comercio no cuentan con atribuciones legales para calificar la validez de los actos cuya inscripción se les solicite.” (Subrayado fuera de texto original).


Así mismo la Superintendencia de Industria y Comercio en concepto 052647 del 18 de junio de 2010, estableció respecto del control de legalidad que las cámaras de comercio deben realizar: “en primer lugar, se debe señalar que el control de legalidad que realizan las cámaras de comercio se ejerce únicamente respecto de los actos o documentos sujetos a la formalidad de inscripción en el registro mercantil. Al respecto debe tenerse en cuenta que las cámaras de comercio verificarán que los documentos o actos que se alleguen para su registro no reúnan vicios de ineficacia, inexistencia o que por expresa disposición legal no puedan ser inscritos.”


De igual forma, el numeral 1.11 del capítulo primero del Título VIII de la Circular Única de la Superintendencia de Industria y Comercio, determina como causales generales de abstención de registro por parte de las Cámaras de Comercio, las siguientes:


- Cuando la ley las autorice a ello. Por lo tanto, si se presentan inconsistencias de orden legal que por ley no impidan la inscripción, ésta se efectuará.
- Cuando al hacer la verificación de identidad de quien radicó la solicitud de registro, de quien fue nombrado en alguno de los cargos o de los socios, se genere una inconsistencia en su identidad.
- Cuando no exista constancia de aceptación de los nombrados como representantes legales, administradores (cuerpos colegiados) y revisores fiscales y/o cuando no se indique el número del documento de identidad y la fecha de expedición.
- Cuando no se adjunte el acta o documento en que conste la posesión ante el organismo que ejerce la vigilancia y control para la inscripción de los nombramientos de representantes legales, administradores (cuerpos colegiados) y revisores fiscales en los eventos en que la ley lo establezca.
- Cuando se presenten actos o decisiones ineficaces o inexistentes, de conformidad con lo dispuesto en las normas legales vigentes y aplicables que rijan esta materia.
En efecto, el numeral 2.2.2.2.2 del capítulo primero del Título VIII de la Circular Única de la Superintendencia de Industria y Comercio Señala: “Control de Legalidad en las Inscripciones de las Entidades Sin Ánimo de Lucro del artículo 40 del Decreto 2150 de 1995. Para las inscripciones del nombramiento de los representantes legales, administradores (cuerpos colegiados), revisores fiscales, reformas, disolución y aprobación de la cuenta final de liquidación de las corporaciones, asociaciones y fundaciones, las cámaras de comercio, deberán observar lo siguiente:
- Adicional a lo establecido en el numeral 1.11 de la presente circular, las cámaras de comercio deberán abstenerse de efectuar la inscripción cuando no se hayan observado las prescripciones previstas en sus estatutos, relativas a órgano competente, convocatoria, quórum y mayorías o cuando el acta no cumpla con lo previsto en el artículo 189 del código de comercio o la norma que lo modifique o reemplace.

- Si en los estatutos de la entidad sin ánimo de lucro no se regulan los aspectos relativos al órgano competente, convocatoria, quórum y mayorías las cámaras de comercio, se abstendrán de efectuar la inscripción, cuando: a) no estuviere presente o representada en la respectiva reunión, la mayoría de los miembros de dicha corporación o asociación que, conforme a la ley, tengan voto deliberativo, b) cuando la decisión no haya sido adoptada por la mayoría de los votos de los miembros presentes o representados o, c) cuando el acta no cumpla con los requisitos previstos en el artículo 189 del código de comercio o la norma que lo modifique o reemplace.
- Cuando los estatutos no contemplen previsión alguna para la adopción de las decisiones, no será procedente acudir a lo previsto en el código de comercio en relación con las sociedades comerciales, ya que no existe norma aplicable a las entidades sin ánimo de lucro de que trata esta circular, que remita a dicha preceptiva ni permita su integración normativa.”


En este orden de ideas, las funciones de las Cámaras de Comercio, frente al registro de las entidades sin ánimo de lucro, son regladas, expresas, y definidas por el legislador. Se concluye que cuando el acto o documento sujeto a la formalidad de inscripción en el registro sea ineficaz o inexistente, la Cámara estará facultada para abstenerse de realizar la inscripción respectiva.


En tal sentido, y en tanto no se presente ninguna de las causales de abstención de registro, previstas en los numerales 1.11 y 2.2.2.2.2 del capítulo primero del Título VIII de la Circular Única de la Superintendencia de Industria y Comercio, las Cámaras de Comercio deberán proceder a inscribir los actos de nombramiento que consten en las actas respectivas. (Concepto 052647 del 18 de junio de 2010 de la oficina jurídica Superintendencia De Industria y Comercio)


Así mismo, el numeral 1.11.1 del Capítulo Primero del Título VIII de la Circular Única de la Superintendencia de Industria y Comercio señala que: “Las Cámaras de Comercio para hacer la inscripción respectiva, no podrán solicitar requisitos que no estén previstos en la normativa vigente…” (Subrayado fuera de texto)


La Resolución 4599 del 29 de enero de 2018 de la Superintendencia de Industria y Comercio, expresó:


“Puede concluirse entonces que el legislador ha investido a las cámaras de comercio de un control de legalidad totalmente taxativo, restringido, reglado y subordinado a lo prescrito en la Ley, pudiendo solamente verificar un acto sujeto a registro o abstenerse de efectuar una inscripción por vía de excepción, únicamente cuando la Ley las faculte para ello, o cuando dichos actos adolecen de ineficacia o inexistencia. (Negrilla y subrayado fuera de texto).


Al respecto cabe mencionar que las cámaras de comercio se abstendrán de inscribir los nombramientos de representantes legales, administradores y revisores fiscales cuando:


a) No estuviere presente o representada en la respectiva reunión, la mayoría de los miembros de dicha corporación o asociación que, conforme a la ley, tengan voto deliberativo.
b) Cuando la decisión no haya sido adoptada por la mayoría requerida
c) Cuando el acta no cumpla con los requisitos previstos en el artículo 189 del Código de Comercio o la norma que lo modifique o reemplace.”
2. Con respecto a la presunción de veracidad de las actas


Referente a esto, cabe mencionar que la Superintendencia de Industria y Comercio se ha pronunciado de la siguiente forma: “(…) El artículo 189 del Código de Comercio establece que las decisiones tomadas por la junta de socios o por la asamblea deben constar en actas aprobadas por el órgano social, o por las personas designadas para tal efecto, las cuales deben estar firmadas por el presidente y secretario. El citado artículo indica que en dichas actas debe indicarse la forma en que hayan sido convocados los socios. Igualmente señala la norma en mención que: “la copia de esas actas autorizada por el secretario o por algún representante de la sociedad, será prueba suficiente de los hechos que consten en ellas mientras no se demuestre la falsedad de la copia o de las actas.”


De acuerdo con la presunción de veracidad de las actas establecidas en la norma citada, el contenido de las actas suscritas por el presidente y el secretario de la reunión, se tiene por cierto. Esta presunción de veracidad de las actas no opera únicamente en relación con las decisiones de la reunión que en ellas conste, sino también cobija los demás hechos contenidos en ellas.


La Superintendencia de Industria y Comercio se ha referido en varias resoluciones sobre este tema, así:


- Resolución 377 de 24 de febrero de 1998: “Si se presenta ante la Cámara de Comercio un acta debidamente autorizada por el secretario de la reunión o por algún representante legal de la sociedad, no es dable a la misma, sin incurrir en usurpación de funciones, dudar de la autenticidad y veracidad de las afirmaciones contenidas en ella, ya que la presunción de autenticidad con que las ampara la ley solo la pueden desvirtuar los jueces ordinarios. (Subrayado fuera de texto)
Lo anterior es ajeno a las funciones de control de legalidad con que cuentan las cámaras de comercio ya que aquí se verifica la autenticidad del documento, su contenido y no la eficacia de las decisiones”.
- En resolución 11554 de 23 de mayo de 2005, en la cual se trata el tema del valor probatorio y autenticidad de las actas, señaló lo siguiente: “(…) De lo que se colige
que el acta constituye el documento idóneo para dejar constancia de los hechos ocurridos en una reunión y en especial de las decisiones adoptadas.”
“En este sentido las cámaras de comercio por expresa disposición legal, para el ejercicio del control de legalidad, deben atenerse a lo señalado en la copia de las actas sujetas a registro.”
- En Resolución 15787 de 28 de marzo de 2011, refiere: “(…) Cabe anotar que por el hecho de ejercer funciones públicas, las cámaras de comercio deben regirse por la competencia propia de las autoridades administrativas, atendiendo el principio constitucional de la buena fe, que debe presumirse de todas las actuaciones que adelanten los particulares.
Así las cosas, las inconsistencias de orden legal que presente el documento, diferentes a ineficacias o inexistencias, no constituyen ningún impedimento para su inscripción y en consecuencia, las cámaras de comercio no se encuentran facultadas para abstenerse de efectuar su registro al escapar de la órbita de su control y por ende, del control de esta Superintendencia, a menos que la ley expresamente los faculte” (Subrayado fuera de texto)
De acuerdo con lo mencionado anteriormente, debe entenderse que la cámara de comercio, al verificar el acta, debe atenerse al tenor del literal del documento, sin que le sea posible cuestionar las afirmaciones que consten en el mismo, sin perjuicio de las acciones legales que tienen los afectados para acudir a las autoridades competentes, quienes serán las que emitan el respectivo pronunciamiento. (Resolución 028 de 18 de febrero de 2015 Cámara de Comercio de Bogotá)


3. Frente al escrito de oposición de fecha 5 de marzo de 2020
Conforme al procedimiento establecido por la Superintendencia de Industria y Comercio en la Circular Única del 24 de noviembre de 2016 en el numeral 1.14.2.3. define: “Si alguna persona tiene otro tipo de reparo en relación con el documento que se radicó para que modifique el registro, éste debe debatirse utilizando los medios que le otorga la normativa vigente, dentro de los que pueden mencionarse, a manera de ejemplo, los recursos administrativos, las denuncias penales por posibles delitos y las demandas de impugnación de actas ante los jueces de la República y/o autoridades competentes.”


Así mismo, dentro del artículo citado de la Circular Única de la Superintendencia de Industria y Comercio, se determina lo siguiente: “(…) El titular de la información tiene el derecho a oponerse del trámite cuando advierta que el acto o documento que pretende modificar su registro, no es de su procedencia. La oposición puede efectuarse verbalmente o por escrito y en el término de dos (2) días hábiles contados a partir del momento en que se manifieste la oposición, el titular de la información debe aportar la denuncia penal correspondiente, para que la Cámara de Comercio pueda abstenerse de realizar el registro o la modificación solicitada. Si el titular de la información no se opone o no allega la denuncia correspondiente, la Cámara de Comercio deberá continuar la actuación.” (Negrilla y subrayado fuera de texto)


Revisada la base de datos, libros, actas y documentos, se verifica que si bien, el señor Nelson Antonio Liz presentó ante esta Cámara de Comercio el escrito de oposición el día viernes 5 de marzo de 2020, como consta en el radicado UCPE-700 de la misma fecha, pasado el término establecido de los dos (2) días hábiles, que se cumplieron el día lunes 9 de marzo de 2020, el mencionado representante no aportó la denuncia penal correspondiente exigida para dar trámite a la oposición.


En razón de lo anterior y bajo los parámetros legales establecidos, la Cámara de Comercio del Cauca se abstuvo de dar trámite a la oposición presentada, lo cual fue notificado mediante oficio UCPS – 805 del 10 de marzo de 2020.


4. Frente al recurso de reposición y en subsidio apelación en contra del oficio UCPS – 805 del 10 de marzo de 2020


Que el día 16 de marzo de 2020, el señor Nelson Antonio Liz Marín, actuando al momento de la presentación del recurso, en su condición de representante legal, de la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos ANUC Cauca, presentó un escrito bajo el radicado UCPE – 809 en el cual manifiesta:


“…Presento RECURSO DE REPOSICIÓN Y EN SUBSIDIO APELACIÓN ANTE LA SUPERINTENDENCIA DE INDUSTRIA Y COMERCIO, ante la respuesta dada por parte de esta entidad, al escrito de oposición ante el posible registro y legalización de otra junta directiva, que en la actualidad entraría a suplir la que en la actualidad se encuentra VIGENTE, y la cual fue elegida con VIOLACIÓN A LAS NORMAS ESTATUTARIAS DEPARTAMENTALES DE LA ANUC…”


Que el mismo fue resuelto mediante Resolución 00006 de 24 de abril de 2020 expedida por la Cámara de Comercio del Cauca, confirmando la decisión de abstención de dar trámite al escrito de oposición, presentado por el señor NELSON ANTONIO LIZ MARIN, y concedió el recurso de apelación ante la Superintendencia de Industria y Comercio.
Que mediante Resolución 25281 de 1 de junio de 2020 expedida por la Superintendencia de Industria y Comercio, tal entidad NIEGA por improcedente el recurso de apelación interpuesto contra el acto administrativo UCPS-805 de 10 de marzo de 2020, resolución que fue inscrita mediante el registro 45976 del libro I del Registro de Entidades Sin Ánimo de Lucro el día 16 de junio de 2020.


De esta manera y bajo los presupuestos legales, se da respuesta a la carta abierta remitida por la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos ANUC Cauca, y se realizan las aclaraciones pertinentes al respecto de la actuación de la Cámara de Comercio del Cauca.
Atentamente,
________________________
ADRÍAN H SARZOSA FLÉTCHER
Director de Registros Públicos y Gerente CAE

Descargar documento adjunto aquí

Fecha Publicación: 
27 de Agosto de 2020
Comparte Facebook Twitter Whatsapp Correo